Smart Bricolaje

19 Sep
No hace falta que hagas la prueba con tu madre o con tu abuela, porque la demostración está mucho más cerca de ti generacionalmente hablando. Intenta meter en una conversación palabras como «Arduino» o «Raspberry Pi». Buena suerte.

Antes de que los que sí saben de qué hablamos miren estas líneas con condescendencia, y mucho antes de que los que no tienen ni idea de qué es Arduino salgan corriendo despavoridos, toca calmar a la tropa: ni es chino mandarín ni es solo algo propio de frikis cacharreando.

Leer el artículo completo en YOROKOBU

brico 2

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *